El subdelegado del Gobierno en Santa Cruz de Tenerife ha salido al paso de las acusaciones de la Federación Regional de Cofradías en las que se acusaba a Salvamento Marítimo de negar el auxilio a la embarcación que encalló el pasado fin de semana en la playa de Casado, en costa de Los Silos. Guillermo Díaz Guerra asegura que Capitanía Marítima se puso en contacto con un interlocutor de La Ballenita para que le garantizase la descontaminación y la flotabilidad del barco, “unas condiciones mundialmente conocidas”.

“Nadie va a sacar un barco para que se hunda a los pocos metros porque estaríamos creando un problema para la navegación”. En estos términos se ha expresado este martes el subdelegado del Gobierno central, quien puntualiza que Salvamento Marítimo no rescató el barco porque no presentó el certificado de estanqueidad ni el plan de rescate. “En ningún momento se denegó el auxilio ni la vida de los tripulantes corrió peligro”, ha señalado Díaz Guerra.

Los miembros de la embarcación intentaron reflotar el barco por sus propios medios, “no obstante, cuando se realizó esa maniobra, había en las inmediaciones un barco de Salvamento Marítimo por si hubiera que auxiliar a los tripulantes”, apuntó el subdelegado.

La Federación Regional de Cofradías de Pescadores acusó este lunes a Salvamento Marítimo de “negar el auxilio a un barco español por parte de un servicio de la patria que está para situaciones tan especiales como estas”.

Avatar
Codirector de DAUTE DIGITAL y redactor en COPE Canarias. Grado en Periodismo por la Universidad de La Laguna y Máster en Innovación en Periodismo por la Universidad Miguel Hernández de Elche.