El Cabildo de Tenerife, a través del área de Medio Ambiente y Sostenibilidad, ha concluido los trabajos de mejora de la canalización y el saneamiento de aguas residuales en el entorno de Las Lagunetas, dentro del Parque Rural de Teno. El proyecto supone una inversión de unos 250.000 euros y ha sido ejecutado por la empresa pública Tragsa.

Los trabajos han consistido en la construcción de una planta de depuración de aguas residuales y su conexión, mediante canalización cerrada y enterrada, con la red de saneamiento existente en la zona. La planta de depuración se ha diseñado conforme al sistema denominado flujo subsuperficial horizontal, que consta de un depósito o fosa para el tratamiento de estas aguas y un humedal de flujo horizontal. Una vez culminado el proceso de depuración, el efluente debe ser apto para su reutilización como agua de riego.

Durante los trabajos se han realizado tareas de limpieza y desbroce manual, impermeabilización del depósito y de plantación de especies que realizarán la última fase de la depuración de las aguas. Este sistema natural de depuración consta de una fase anaeróbica, que se produce en la fosa semisubterránea; y una fase aeróbica, que se produce en el lecho de picón con plantas palustres, que se encargan de la depuración final de las aguas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.