Garachico pide un protocolo exclusivo para temporales marítimos

Ya se ha mantenido una reunión en la jornada del jueves 27 que implica a tres administraciones: Cabildo, Gobierno de Canarias y Ayuntamiento

0
196
Foto: Jerónimo Reñasco

José Heriberto González, alcalde de Garachico, ha propuesto un protocolo de actuación exclusivo para temporales marítimos en Garachico al resto de entidades supramunicipales. Esta necesidad ha quedado más patente tras el último mar de leva que azotaba el municipio con fuerza a principios de esta semana.

El tema ha sido atendido con la celeridad que lo requiere por parte del presidente del Cabildo Insular de Tenerife, Carlos Alonso; la viceconsejera de Medioambiente y de Seguridad y Emergencias del Gobierno de Canarias, Blanca Pérez; el consejero de Emergencias del Cabildo, José Antonio Valbuena; y el director insular de Fomento, Miguel Becerra. La reunión tuvo lugar el pasado jueves 27 con la presencia del alcalde de la villa y con la premisa de implicar también a la Delegación del Gobierno Central para que en estos casos se envíen efectos de la Guardia Civil.

Durante el encuentro se llegó al acuerdo de que el protocolo a firmar por las tres administraciones debe dejar claro los siguientes aspectos: cuándo y cómo cerrar la avenida marítima, qué cuerpos de seguridad deben activarse y qué funciones debe cumplir cada uno en estos casos y qué tipo de vehículos y por qué calles y horarios debe pasar el tráfico.

Hay que recordar que la avenida marítima se trata de una vía insular por lo que no es de competencia municipal. No obstante, el consistorio se encarga de cerrar y de aportar los medios de seguridad en caso de fuerte oleaje.

Por ello, González considera este protocolo “un avance importantísimo, algo inexistente hasta ahora y necesario”. A todo esto el primer edil garachiquense añade que tomar la decisión del cierre de la carretera “no es fácil. La toma el alcalde auxiliado por la percepción de la Policía Local, por las previsiones de las administraciones competentes, los portales meteorológicos de internet y la experiencia”.

El cierre de la carretera TF-42 constituye un perjuicio para los negocios ubicados en la misma además de un auténtico trastorno para el tráfico y la vida cotidiana del municipio. Muchos vehículos, algunos de ellos de grandes dimensiones y gran tonelaje hacen muchas maniobras para circular por las sinuosas calles del casco de Garachico. Ello ocasiona largas colas, retenciones, desperfectos en mobiliario urbano o en los tejados salientes de algunas casas.

Informes técnicos

Por otro lado, el carácter histórico y patrimonial del centro de Garachico hace aún más complicado el paso del tráfico por su interior. “Existen informes técnicos que no permiten el paso de vehículos de gran tonelaje ya que los cimientos de los edificios históricos no soportan las vibraciones”, apunta el alcalde garachiquense.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.