«La depuración natural no es una alternativa real para Los Silos actualmente», ha dicho Macarena Fuentes (CC), alcaldesa de Los Silos, este martes 4 de enero a través de un vídeo publicado en las redes sociales del consistorio para explicar por qué han firmado el convenio de trasvase de aguas residuales de Garachico a Los Silos.

Acompañada por su socia de gobierno, Raquel González (PP), han desgranado los motivos por los que han decidido firmar este acuerdo y los beneficios que reportará a la gestión del agua residual en la Villa de La Luz. Al más puro formato Rajoy (sin preguntas y a través de una pantalla), ambas han decidido dar las explicaciones pertinentes cuando ya se ha cumplido un mes de la firma del convenio y se reavivara la polémica. 

González afirmó, en primer lugar, que la decisión de firmar el convenio está amparada en criterios técnicos y jurídicos. Además, hizo una cronología de la situación de la gestión de aguas residuales en Los Silos. Se remontó a 2004, cuando el Gobierno de Canarias autorizó al consistorio a verter aguas residuales por el emisario submarino y se detuvo en 2006 cuando el Consejo Insular de Aguas de Tenerife (CIATF) cede el uso del emisario al consistorio para su mantenimiento y conservación. 

«La titularidad del emisario pertenece al CIATF», quiso aclarar. La popular explicó que actualmente el emisario submarino comarcal se encuentra «en un estado precario porque no se ha realizado ninguna labor de mantenimiento. Asimismo, la Estación de Tratamiento de Aguas Residuales (ETAR) necesita urgentemente una remodelación». A esto añadió que «no contamos con la autorización para verter desde tierra al mar desde el 27 de octubre de 2017, cuando no ser renovó». 

González también fue la encargada de enumerar los objetivos de la firma del convenio. Así, apuntó que con la firma se remodelará la ETAR y el emisario submarino gracias a la aportación de 696.000 euros del CIATF. «También se ha conseguido que las aguas residuales procedentes de La Caleta de Interián y pertenecientes a Los Silos sean correctamente tratadas en la estación de Garachico para ser evacuadas a posteriori por el emisario submarino», confirmó. Por otro lado, se obtendrá la autorización administrativa para verter al mar de manera legal y evitar así sanciones o incurrir en delitos contra los recursos medioambientales.

Tanto González como Fuentes insistieron en que la firma de este convenio aportará soluciones a corto plazo y que el convenio es temporal y provisional. «Temporal porque el convenio tiene una duración de 4 años; y provisional porque es la solución que se plantea mientras se define una solución definitiva», argumentaron. En este sentido, se apeló a la realización simultánea de estudios de viabilidad para determinar si la depuración natural o extensiva es viable o no para el municipio de Los Silos. 

«No podemos considerarnos ecologistas solo para una zona»

«No es que vayamos a verter ahora, es que ya se está vertiendo mal. Hace un año, se estaba vertiendo mal y hace muchos años que se vierte mal. No podemos considerarnos ecologistas solo para una zona», dijo González. Entre verter mal o mejorar el tratamiento de las aguas residuales de manera legal y a corto plazo, el grupo de gobierno de Los Silos ha decidido la segunda de las opciones.

Por su parte, la alcaldesa de Los Silos, Macarena Fuentes; reafirmó los planteamientos de su compañera de gestión. «El convenio debe entenderse como un instrumento que nos permite solucionar el vertido ilegal a corto plazo. No firmar el convenio supondría un acto de irresponsabilidad», espetó. Y añadió que «la aprobación del convenio no es incompatible con la implantación de la depuración natural».

«La firma del convenio no es incompatible con la depuración natural»

Fuentes enumeró que a día de hoy «no existe estudio de viabilidad, ni proyecto técnico alguno que nos permita conocer aspectos como la superficie que ocuparía esa depuración natural, el costo de implantación y mantenimiento o la calidad del agua regenerada. Lo único que existe es un profundo debate técnico respecto a su implantación». 

Asimismo, la alcaldesa silense asegura que la muestra de que este grupo de gobierno es partidario de la depuración natural está en que en las alegaciones del tercer ciclo del Plan Hidrológico de Tenerife 2021-2027 «hemos exigido al CIATF la inclusión de los núcleos de Tierra del Trigo y Erjos como zona proclive para la implantación de una depuración extensiva». 

Para terminar, la nacionalista ha dicho que el propósito de su grupo de gobierno no es otro que «conseguir una depuración con cero vertidos al mar, cero impacto ambiental y con los costes energéticos mínimos», concluyó.

Licenciada en Periodismo por la Universidad de Sevilla. Comunicación institucional y gestión de redes sociales.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.