El Cabildo de Tenerife votará en el pleno de este viernes una moción para impulsar la declaración de Teno y Anaga como reservas marinas de interés pesquero”. A juicio del consejero de Agricultura, Ganadería y Pesca, Javier Parrilla, “si no establecemos estas medidas de protección de nuestro mar, la pescar artesanal desaparecerá, como indican los expertos, en unos años”.

Parrilla subraya que defenderá las reservas marinas de interés pesquero en estas zonas ante cualquier entidad que ponga en duda la urgencia de estas medidas. “El sector pesquero es una pieza fundamental de la economía de nuestras islas y el patrimonio de los canarios se verá gravemente afectado si la pesca tuviera mermas irrecuperables”, remarca.

Además, señala a la sobreexplotación que sufren estas áreas como uno de los motivos para justificar esta declaración. Por ello, el consejero se ha reunido con las cofradías de pescadores de estas zonas, que respaldan la iniciativa, entre ellas, con el patrón mayor de la Cofradía de San Roque-Isla Baja, Carlos Díaz, de Garachico.

Las reservas marinas de interés pesquero constituyen “una excelente herramienta para la gestión y conservación de la biodiversidad, los hábitats y los recursos, pudiendo generar beneficios socioeconómicos en un periodo corto de tiempo”, señalan desde el Cabildo. Además, han sido propuestas por el Panel Intergubernamental contra el Cambio Climático para la lucha contra el efecto del cambio climático sobre la biodiversidad. 

En Canarias existen actualmente tres reservas marinas de interés pesquero: La Palma, El Hierro y La Graciosa-islotes del norte de Lanzarote.

Desde el Ayuntamiento de Buenavista celebran que “después de tantos años de espera se den los pasos necesarios para instaurar un instrumento eficaz para preservar nuestro ecosistema e impulsar el sector primario”.

Para el alcadle, Antonio González, la creación de la reserva marina de Teno “reportará a corto plazo grandes beneficios a los pescadores profesionales locales, así como a las empresas del sector deportivo y de ocio que dedican su actividad en la zona”.

El objetivo que persigue esta moción ha tenido el consenso de todas las administraciones canarias desde hace más de ocho años, sin que, sin embargo, no se haya conseguido el objetivo de instaurar esta medida de protección en la zona. Desde el Ayuntamiento de Buenavista el Norte explican que se ha trabajado en poner encima de la mesa de nuevo que la reserva marina sea “una prioridad absoluta en la gestión de los espacios marinos y su conservación, esperando con ansias que este acuerdo sea el verdadero inicio de un proceso en el que intervengan todos los agentes implicados y donde se puedan obtener los resultados deseados con su ejecución”.