La Policía Local de Garachico se está trasladando: la comisaría que está situada en el casco del municipio pasará a estar situada en el barrio de La Caleta de Interián. Será a partir del mes de diciembre cuando los efectivos policiales pasen a estar situados en el centro deportivo del núcleo poblacional y desempeñen allí su labor.

El proceso de mudanza está a punto de acabar. Así lo confirmaba el oficial de la policía garachiquense, Alejandro Álvarez, al ser preguntado por este periódico. El alcalde del municipio, Heriberto González, también lo aseguraba en una publicación en su perfil de Facebook tras la pregunta que le realizaba un ciudadano a través de este medio.

El traslado de la sede principal de la Policía Local garachiquense al barrio de La Caleta de Interián no ha dejado indiferente a los vecinos y vecinas de Garachico. Algunos piensan que el cambio perjudicará a la seguridad del centro y a su vez supondrá incomodidad para los trámites a realizar en la comisaría.

La comisaría de la Policía Local ha estado siempre situada en los bajos de las casas consistoriales. Según González, pretenden realizar profundos cambios en el cuerpo de seguridad local: “nos hemos propuesto dar un cambio radical a la policía a partir del próximo año para que pueda ofrecer los mejores servicios a los ciudadanos/-as”.

El traslado ha sido solicitado por los agentes de la Policía Local de Garachico. “La comisaría principal estará situada en el antiguo gimnasio de La Caleta de Interián, una instalación moderna que reúne todos los requisitos para ser una comisaría referente, calificada ya por agentes externos como una de las mejores de la isla. La idea es ofrecer formación a niños/-as y jóvenes sobre la función policial, orden público, asuntos relacionados con las drogas, etc….”, asegura el primer edil garachiquense.

No obstante, el alcalde de Garachico asegura que la oficina principal de la policía seguirá estando en el Ayuntamiento y “así cualquier persona puede presentar o consultar allí cualquier cosa”, añadió. La pretensión de la corporación es que “haya más agentes en la calle y aseguraremos siempre una pareja permanente en las calles del casco y pretendemos que otra circule y patee por los barrios”.

“La oficina principal de la policía seguirá estando en el Ayuntamiento”

Dentro de ese cambio radical los objetivos son subir el número de agentes a 8 y se comprará un vehículo con oficina móvil donde se pueda atender a cualquier ciudadano/-a in situ y recoger las denuncias o atender a las personas en el propio vehículo, según González. Así, “la policía no se aleja. Se acercará mucho más”, concluye el alcalde.

Más cambios 

El cuerpo policial sufrirá más cambios en los próximos días ya que el 30 de noviembre el subinspector de la Policía Local, José Germán García Rodríguez, dejará de ejercer sus labores por jubilación. El oficial Alejandro Álvarez será entonces el policía con mayor rango dentro del cuerpo policial garachiquense.

Avatar
Licenciada en Periodismo por la Universidad de Sevilla. Comunicación institucional y gestión de redes sociales.