Si todo va como está previsto, las obras para el llamado cierre del Anillo Insular entre El Tanque y Santiago del Teide comenzarán en la segunda quincena de noviembre, evitando así que caduque la declaración de impacto ambiental. Y lo harán tal y como contempla el proyecto inicial, es decir, con un único carril por sentido salvo en el túnel de Erjos, donde la normativa exige duplicarlos (cuatro en total).

El viceconsejero de Infraestructuras y Transporte del Gobierno de Canarias, Gustavo Santana, admite que no les queda otra opción. “A estas alturas, es el proyecto que hay que afrontar y, aunque puede ser mejorable, ahora mismo es lo que tenemos”, ha señalado este lunes en declaraciones a COPE Canarias.

Las declaraciones del viceconsejero, que van en la misma línea de las realizadas semanas atrás por el titular de Obras Públicas, Sebastián Franquis, difieren sin embargo con lo expresado en agosto por el presidente del Cabildo. En ese momento, Pedro Martín anunció, tras reunirse con el propio Franquis, que se trabajaría de forma paralela a las obras en un nuevo proyecto para pasar de uno a dos carriles por sentido en el tramo de vía que irá a descubierto.

Tramo del Anillo Insular entre Icod y El Tanque

Martín aseguró que el proyecto planteado en su momento por Coalicion Canaria era una autopista “de mentirita”, y el mismo argumento utilizó durante la precampaña junto con los alcaldes socialistas de la isla. Sin ir más lejos, el primer edil de El Tanque, Román Martín, viene defendiendo durante los últimos años la necesidad de duplicar el número de carriles.

Existe un proyecto-separata de obras adicionales para incluir un carril lento de poco más de kilómetro y medio en sentido ascendente desde El Tanque, antes de llegar al comienzo del túnel de Erjos.

Proyecto de inclusión del carril lento sentido Santiago del Teide

La velocidad media a la que se podrá circular será de 80 kilómetros por hora, con las molestias que puede suponer la ausencia de, al menos, ese carril lento en pendiente cuando los conductores se enfrenten a la circulación precedidos por vehículos de alto tonelaje.

La obra arrancará en El Tanque, a una altitud de 600 metros, justo en la zona donde finaliza el subtramo anterior entre Buen Paso y El Tanque. El trazado salva el casco urbano por el sur hasta interceptar la carretera general TF-82 a la altura de Barrio Nuevo, que cruzará con un túnel artificial. Desde allí se ascenderá girando hacia el sur para pasar entre el Lomo Morín y la zona de Nogueros. En la pista de Las Tronqueras se situará la boquilla norte del túnel de Erjos, aproximadamente a un kilómetro al oeste de Ruigómez, en la cota de 775 metros.

Mapa de expropiaciones en el límite municipal entre Los Silos y El Tanque

La nueva vía estará compuesta por una calzada simple de 3,50 metros a cielo abierto y doble dentro del túnel, con arcenes de 2,50 metros. A lo largo del recorrido habrá dos enlaces, uno en El Tanque y otro en Santiago del Teide, así como un viaducto, cinco túneles artificiales, cuatro pasos inferiores, dos superiores y una pasarela peatonal. En total habrá 28 obras de drenaje, 11 muros y un túnel en mina.

El túnel de Erjos, de más de cinco kilómetros de longitud, constituirá el elemento más singular del anillo. Esta obra subterránea, que discurrirá bajo el macizo de Teno, será uno de los túneles de carretera más largos de España.

Avatar
Codirector de DAUTE DIGITAL y redactor en COPE Canarias. Grado en Periodismo por la Universidad de La Laguna y Máster en Innovación en Periodismo por la Universidad Miguel Hernández de Elche.