Sí se puede propone al Ayuntamiento de Buenavista impedir el desmantelamiento de las oficinas del Parque Rural de Teno con una moción que defenderá la concejala del grupo ecosocialista Vanesa Martín Évora en la sesión del próximo 29 de enero.

Dicha moción reclama garantizar la cercanía de la gestión a la población, en cumplimiento de las normas y en atención a las demandas ciudadanas.

Martín plantea al pleno que el Ayuntamiento de Buenavista exija al área de Medio Ambiente del Cabildo de Tenerife que vuelva a destinar al personal asociado al Parque Rural de Teno en las oficinas ubicadas en Los Pedregales, así como la reapertura de la oficina de registro y servicios a la ciudadanía en su ubicación anterior.

Oficinas del Parque Rural en El Palmar

Igualmente, plantea que la corporación invite a los ayuntamientos de Los Silos, El Tanque y Santiago del Teide a debatir esta misma moción en sus plenos, con el objetivo de llegar a acuerdos en la misma línea.

La iniciativa de los ecosocialistas llega al pleno de Buenavista después de que, hace unos meses, la consejería de Medio Ambiente del Cabildo de Tenerife haya cerrado esta oficina de registro y servicios al ciudadano y trasladado el lugar de trabajo de todo el personal técnico asociado al Parque Rural de Teno a oficinas ubicadas en La Laguna.

Asimismo, hace más de un año que no se cubren dos plazas de personal técnico adscritas a este espacio natural ni se ha nombrado un nuevo director después de la jubilación del anterior.

Precisamente, Abel Herrera, ex director de este parque rural; ya advertía de esta situación el pasado mes de agosto en una entrevista en este diario. “Me parece un error que esté ocurriendo esto tras haber trabajado durante más de veinte años en una misma línea”, así sentenciaba Herrera lo que está ocurriendo con las oficinas del Parque Rural de Teno.

Contradicciones

El cierre de la oficina de registro y servicios al ciudadano, además de contravenir las directrices del Plan Rector de Uso y Gestión (PRUG) del Parque, contradice las demandas vecinales de los últimos años, que han exigido a la administración del parque rural una mayor cercanía del personal técnico a las problemáticas que enfrenta la población, así como mayor participación en la toma de decisiones y facilidades a la hora de realizar trámites administrativos.

Vanesa Martín, edil de Sí Se Puede en Buenavista
Vanesa Martín, edil de Sí Se Puede en Buenavista

Esta oficina, subraya Martín, “no sólo servía para dar registro a documentación relativa al Cabildo, sino que prestaba información y asesoramiento sobre otros trámites como subvenciones, becas y ayudas”.

“Prestaba información y asesoramiento sobre trámites”

A juicio de Sí se puede, estas situaciones constituyen “un progresivo desmantelamiento de la estructura que gestiona el parque y un proceso de alejamiento de las oficinas respecto del espacio que gestiona y de la ciudadanía involucrada en esta zona”. Además, añaden que “la situación es muy delicada porque la figura de protección del parque rural radica en conjugar la conservación de los espacios naturales con el desarrollo socioeconómico de su población, por lo que deben desplegarse acciones en ambos sentidos”.

Sí se puede considera que “el personal técnico encargado de desarrollar actuaciones en el Parque debe encontrarse lo más cercano posible al territorio que gestionan, para tener conocimiento de primera mano de las problemáticas que se presenten, mayor capacidad de actuación y seguir las obras y proyectos que se desarrollen”, explica la concejala.

Creado en 1994, el Parque Rural de Teno ocupa una superficie total de más de 8000 hectáreas de las que casi el 70 % se encuentran en el municipio de Buenavista del Norte. Dentro de los límites del parque se encuentran los núcleos poblacionales de Masca, Los Carrizales, Las Portelas, Las Lagunetas, El Palmar y Teno Alto.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.