Fotos: memoria valorada del proyecto. Juan Carlos Pérez Hdez

El Cabildo de Tenerife quiere actuar lo antes posible en el embarcadero de la playa de Masca, cerrado por el Ayuntamiento de Buenavista del Norte el pasado 26 de febrero tras los daños producidos por el temporal. Para ello, el Área de Sostenibilidad, Medio Ambiente y Seguridad ha declarado de emergencia unas obras que cuentan con un presupuesto de más de 53.000 euros.

La memoria valorada de las obras de reparación, firmada por Juan Carlos Pérez Hernández, se centra en analizar el estado de la pasarela del embarcadero. El ingeniero es muy claro a la hora de afirmar que, tras la caída del pilar de apoyo de la estructura, su estabilidad “no se puede predecir, incluso existiendo la posibilidad de la rotura y caída al mar de dicha pasarela”. Con todo ello, “sería una temeridad no actuar de forma urgente”.

En el documento también se recuerda que el embarcadero fue realizado hace más de 30 años sin contar con un proyecto de obra aprobado, “por lo que actualmente se desconocen las características exactas de su armazón”.

La pasarela está formada por una viga de hormigón armado de 12 metros de largo, cimentada en la roca de las bajas existentes en sus extremos. Hasta el pasado 22 de febrero estaba apoyada en un pilar central de 40 centímetros de diámetro, también de hormigón armado, que no estaba cimentado en el fondo marino.

Las obras contemplan la reposición del pilar, que sería metálico, así como la “reparación y refuerzo de la parte inferior de la pasarela en toda su longitud”. La estructura presenta un estado de oxidación acelerada y requiere ser reforzada para asegurar su estabilidad.

El ingeniero redactor del documento recomienda que los trabajos sean ejecutados por una empresa “con experiencia en trabajos marítimos”, que cuente con personal especializado en tareas submarinas, ya que la totalidad de la obra se realizaría en el mar. El plazo de ejecución estimado, considerando que el estado del mar no permite trabajar algunos días, es de un mes.

Un mes cerrado

El camino del barranco de Masca y el embarcadero de la playa fueron cerrados por el Ayuntamiento a petición del Cabildo a finales de febrero por las malas condiciones en la zona tras el temporal, sumadas al notable riesgo que continuamente supone transitar por el barranco. Casualmente, esos días un grupo de turistas alemanes descendieron el barranco en plena alerta máxima y tuvieron que pasar la noche en la cueva del Inglés a la espera de ser evacuados a la mañana siguiente.

A pesar del cierre del barranco, no pocas personas siguen haciendo el camino, desobedeciendo las indicaciones del Ayuntamiento, provocando incluso un nuevo rescate.

Codirector de DAUTE DIGITAL y redactor en COPE Canarias. Grado en Periodismo por la Universidad de La Laguna y Máster en Innovación en Periodismo por la Universidad Miguel Hernández de Elche.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*