La final del XXVI Concurso de Murgas del Norte de Tenerife se ha celebrado por fin en Garachico. Terminó así la primera cita murguera celebrada en la comarca de Daute en la historia del carnaval. Una organización impecable que ha ensombrecido la meteorología pero que, a pesar de todo, superó con creces las expectativas.

Tiralenguas se hizo con el primer premio de Interpretación, seguidos de Cascarrabias, Trinkosos y un accésit para Irónicos.

El recinto fue ocupado casi al 100% en el inicio de la fase final. Parecía que por los cambios de días, el aforo podría verse perjudicado pero la gente no faltó a la cita. Síntoma de que la afición por las murgas y el carnaval traspasa las fronteras de la zona metropolitana.

Apresuradas

La única murga femenina de la noche abrió la final que siguió siendo fría. Tuvieron buenas voces en general durante toda la actuación aunque se notó que algunas partes de los temas los tenían cogidos con pinzas.

Su presentación, un tema de Mercedes Sosa, fue un buen inicio para hablar de la rutina de una mujer. Hablaron de las colas para ir al hospital, de su empleo precario aunque fue a la universidad y terminaron haciendo una buen crítica hacia la violencia de género y también al machismo reinante en la sociedad. Tambalearon en algunas entradas pero terminaron con una rugiente crítica hacia el machismo que recordó que el tema es un candente en la sociedad actual.

Terminaron con ‘Intolerantes’, una buena idea y una buena letra que pasó por toda clase de intolerancias, tanto alimentarias como en la sociedad. Hicieron alusión a algunas murgas que son intolerantes a los veredictos del jurado: ‘coño nos robaron otra vez’, cantaron.

Recordaron casos en los que se practica la intolerancia: transexuales, homosexuales, religión o emigrantes. Por eso, dijeron ‘tolerancia es lo que falta en esta sociedad’. Hicieron una gran retahíla diciendo todo lo que no se puede tolerar.

Irónicos

Los de Los Realejos recuperaron algo más su esencia en su segundo tema: ‘Don carnal shopping’. En el primero flojearon en muchos momentos pero tuvo buena letra.

Llegaron justos a esta final. Se fueron en voces, sin embargo defendieron bien el primer tema que fue parecido a las intolerancias de Las Apresuradas. ‘Malgastamos el tiempo en criticar’, dijeron y lo hicieron a las propias murgas. ‘Presumen de evolución’ y siguen usando el mismo argumento para criticar al canarión que ‘rima con maricón’.

El segundo tema fue una brillante idea y una tienda carnavalera donde comprar hasta café para evitar el sueño cuando ‘el jurado se va a deliberar en la final’. Tenían hasta linternas por si la iluminación fallaba como en el último concurso de Tacoronte. ‘Así de paso innovamos’, dijeron. Estuvieron avispados vendiéndole disfraces adecuados para Clavijo, Alonso, Rivero y Mariano Rajoy.

Aprovecharon para hablar del autónomo y emprendedor, dueño de esta tienda, reclamando más ayudas a este tipo de empresarios. Fue una buena letra que terminó con un reclamo a recuperar los carnavales del Puerto de la Cruz. Supieron criticar y hacer humor.

Cascarrabias

Las grandes voces de Cascarrabias llenaron el campo de Garachico con una actuación buena. Se pueden colocar entre los tres galardones de Interpretación. Cantaron a las pesadillas de la vida cotidiana y se convirtieron en un muñeco de aire en su segundo tema.

Hicieron buena crítica en su primer tema asimilando los problemas de la vida real a las peores pesadillas que se puede tener en sueños. Hicieron alusión a las enfermedades, a la sanidad, la violencia de género o el bullyng.

En el último tema se inflaron de aire asemejándose a un muñeco de aire e intentando hacer humor. No lo consiguieron del todo. Al final de la canción, se quejaron: ‘solo nos falta iluminarnos’ en referencia a galardones no recibidos por parte del jurado en anteriores ediciones del concurso.

Tiralenguas

Delirante. Así ha sido la actuación de la murga icodense Tiralenguas. Muy por encima del nivel de las murgas que han actuado hasta el momento. Ellos son imprescindibles, parece, en este concurso. Al igual que su primer tema donde hablaron de este aspecto en todos los sentidos.

Buenas voces, buena puesta en escena, buena letra y buen sentimiento. Criticaron ‘al burdel en el que han convertido Icod’. Titubearon en voces cuando hablaron del carnaval de los canariones pero hicieron magia cambiando al director, la primera fila e incluso la percusión para demostrar que no hay nadie imprescindible, ni siquiera, en la propia murga.

Su segundo tema iba sobre las esperas de la vida. Y la magia aquí tampoco se hizo esperar. Solo decir que uno de los componentes hizo un mortal de escenario al césped de Garachico. ¡Qué más se podía esperar! Que pararan el cronómetro cuando debían y lo hicieron.

Hicieron uso algo abusivo del típico ‘levantaplazas’ con una retahíla enorme de todas las murgas del concurso y hablaron de las esperas del público: un recinto cerrado para evitar las inclemencias del tiempo como en esta edición. Esto fue dicho en un rap casi que improvisado.

Fueron un cañón, literal y figurado.

Ferrusquentos

La murga de Garachico pasó sin pena ni gloria por la final en su municipio. Aprobaron, sobre todo en voces ya que en el segundo tema parecieron un coro de cámara más que una murga. Estaban preparados para estar en la final y dar la talla, al menos.

Hicieron un primer tema rememorando a los guiñoles de la televisión. Sacaron a personajes políticos, entre ellos, muchos alcaldes del norte de Tenerife. Fue un intento de humor y mezcla de crítica. Por momentos, tambalearon en inteligibilidad costando entenderlos. No obstante, acabaron con una buena proclama: ‘ser murguero no es un guiñol, es salvar el carnaval’.

Para su segundo tema dejaron el tema de las familias. Emocionaron en algunos momentos pero fue un tema plano. Cuando hicieron alusión a su murga infantil consiguieron levantar a parte del público ya que hablaron de que son la herencia de su propia agrupación.

No dijeron casi nada en este tema, del que aseguraron que querían hacer algo nuevo y diferente. Tonos solemnes y muchas voces para un último tema que hubiera dejado aplomada a la afición si no llega a ser por su despedida.

Trinkosos

Lo Trinkosos empezaron fuerte dando un ‘rajazo’ al concurso por no tener un recinto cerrado. Comenzaron siendo los hombre que cobraban con tiempo y luego el hombre del saco.

Varias transformaciones que estuvieron en una buena línea. La crítica se hizo sentir sobre todo en el primer tema y con ese buen hilo conductor. Se columpiaron un poco con la pancarta que sacaron a escena y la tilde de las palabra ‘tus’. Tienen potencia y buena crítica.

El humor lo dejaron para el segundo tema con el hombre del saco. Hicieron muchos guiños al uso que se le puede dar a ese saco dando buenas notas de humor. Pusieron buena puesta en escena con una persona dentro del saco que replicaban a ese hombre que los secuestró.

Virgueritos

Se notó que la murga de La Orotava no tenía preparada la fase final. Desafinados y sin contundencia aparecieron en la final del concurso en Garachico.

En su primer tema hicieron de alemanes en Tenerife y tiraron de tópicos musicales de las islas. Sonaron desafinados lo que costó mantener la atención durante la primera canción.

En el segundo tema centraron su atención en el personaje de Mariano Rajoy. Fallaron en las entradas y casi que se quedaron en mute, sin saberse la letra, pareció. Reconocieron haberlo hecho lo mejor posible y argumentaron el abandono de su director musical hace un mes y medio.

Avatar
Licenciada en Periodismo por la Universidad de Sevilla. Comunicación institucional y gestión de redes sociales.

2 Comentarios

  1. hola mi nombre es maría muchas felicidades pera esa gran actuación de los tiralenguas en este concurso del norte y muchas felicidades por ese primer premio tan merecido . Felices carnavales para toda la murga y que disfruten ese premio . Vera muchas felicidades te lo mereces.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.