Todo está a punto en Garachico para convertirse en el centro de atención del mundo murguero en Tenerife con la organización del XXVI Concurso de Murgas del Norte. No será una edición más para Los Ferrusquentos. La murga de la Villa y Puerto llega a su cuarto certamen norteño con un nuevo nombre en la dirección y con la “responsabilidad” —así lo definen— que supone actuar en su pueblo.

Es la primera vez que el evento llega a la localidad, fruto de la participación de una agrupación local. La cita va rotando cada año entre los municipios que integran la Comunorte, la entidad que aglutina a todas las murgas participantes, y el hecho de que este año llegue a Garachico supone una oportunidad de oro por las propias circunstancias de los grupos. Ya lo decía el concejal de Fiestas, Andrés Hernández, a DAUTE DIGITAL: “No sabemos si volverá a celebrarse aquí”.

El campo de fútbol se prepara para acoger el XXVI Concurso de Murgas

A Ferrusquentos le toca este año, por tanto, jugar en casa. El símil deportivo se antoja fácil cuando el recinto que acogerá el certamen es el estadio municipal de fútbol. La murga garachiquense cuenta con el factor campo pero, al igual que en un partido, es una circunstancia que el árbitro (el jurado) no tiene en cuenta.

Airam Trujillo sustituye a Felipe Baute en la dirección

Siempre llegamos con las mismas ganas que el primer año, pero en esta ocasión será especial; tenemos que comernos el campo de fútbol y hacerlo lo mejor posible”. Lo dice Airam Trujillo, Chopito, presidente de la asociación y encargado de dirigir por primera vez a Los Ferrusquentos desde su creación.

Airam recoge el testigo de Felipe Baute, al frente de la murga desde 2015 y que ahora le cede el testigo para “disfrutar de otra manera”. Baute sigue siendo el responsable de la dirección musical y su relevo, según el nuevo director, solo busca la mejoría del grupo. “Fue una decisión que costó tomar, pero no se hizo en frío y hemos visto que ha cuadrado bien”.

Los Ferrusquentos y Los Ferrusquentitos, juntos en la presentación ante la afición en la glorieta de San Francisco / Foto: Los Ferrusquentos

Sonaron otros nombres: el anterior presidente, Manu Domínguez; y el director artístico, Dani Gutiérrez. Pero finalmente será Airam Trujillo quien lidere a la murga el próximo martes, 30 de enero. De hombre de la percusión a director, pasando por las filas. “Ha sido como algo fantástico”, destaca. “Cuando comenzamos, alguien tenía que tocar la batería, pero al año siguiente ya quería cantar y me comprometí a buscar personas para la percusión… y ahora me ha tocado dirigir la murga”, resume.

Ferrusquentos dio la campana en 2015 al clasificarse para la final en su primer año de participación. En 2016 y 2017 no pudieron repetir el resultado, aunque el año pasado se alzaron con el tercer premio de presentación por su disfraz de arlequín.

¿Quedarse nuevamente fuera de la final sería un fracaso? Su director no se atreve a calificarlo así, pero destaca el riesgo que supone depender de la decisión de un jurado. “Mira lo que le ha ocurrido a Los Bambones: solo hay 6 o 7 personas (el jurado) que consideran que no debían pasar a la final”, comenta en comparación con el concurso de Santa Cruz.

Los Ferrusquentos no consiguieron pasar a la final en 2017

“Si lo hacemos mal será culpa nuestra, pero si lo hacemos bien y no pasamos… pues mala suerte”. A pesar de todo, Airam asegura haber aprendido de los errores de años anteriores: “Hemos intentado cantar con una euforia contenida, sin chillar, porque si el público no entiende la letra estamos perdidos”.

Hemos intentado cantar con una euforia contenida, sin chillar

Pero eso no será impedimento para que el martes abran la segunda fase del concurso con la intención de “levantar el campo de fútbol”. El nuevo director promete que el público se encontrará con unos Ferrusquentos “serios” y con muchas sorpresas, en un ambiente de muy buena sintonía con el resto de murgas —”nos llevamos bien con todas”— y donde la marea naranja se hará notar más que nunca. Actúan en su pueblo y ante su familia y vecinos.

El debut de la cantera

Pero Airam no es solo el director de los adultos. En una vuelta a sus orígenes como percusionista, ejerce este año como batería con Los Ferrusquentitos, la murga infantil que debuta este año y que ya demostró su potencial en la presentación en la glorieta de San Francisco.

“Ferrusquentitos salen del cascarón” es la fantasía de la murga infantil, diseñada por Pedro A. Estrada / Foto: Los Ferrusquentos

Los más pequeños no compiten, pero este domingo 28 también subirán al escenario del campo de fútbol a darlo todo, “con ganas de cantar seis tonos por arriba”. Y es que su irrupción en la Villa y Puerto no pudo ser más fácil: “Fue sacar la propuesta y a la semana siguiente ya teníamos a casi todos los integrantes apuntándose”, destaca Airam. De hecho, asegura que tras la actuación en la presentación —un espectáculo donde a más de un padre se le escaparon las lágrimas al ver a sus hijos cantando— ya varios niños querían incorporarse a Los Ferrusquentitos.

Garachico se convierte estos días en la capital de las murgas del Norte de la isla. Con Los Ferrusquentos buscando el pase a la final en su pueblo y su filial debutando ante su público, DAUTE DIGITAL ofrecerá todo lo que acontezca en el campo municipal de la Villa y Puerto del 28 de enero al 3 de febrero. El espectáculo está servido.

Codirector de DAUTE DIGITAL y redactor en COPE Canarias. Grado en Periodismo por la Universidad de La Laguna y Máster en Innovación en Periodismo por la Universidad Miguel Hernández de Elche.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.