Empezar un proyecto siempre es difícil. Sin embargo, la motivación de crear algo desde cero genera sensaciones que ayudan a quienes han decidido comenzar un nuevo camino a no abandonarlo, incluso cuando los obstáculos lo complican. Miles de pensamientos se amontonan en nuestras cabezas y los sentimientos que afloran son intensamente cambiantes. Sentimos emoción por emprender algo diferente, felicidad por cumplir un posible sueño, incertidumbre por el devenir que puede tomar, inseguridad por si no sale como esperamos, pero sobre todo sentimos miedo al fracaso.

Muchas veces este miedo ciega a las personas. Solo las más valientes son capaces de quitarse la venda de los ojos y luchar por y para lo que verdaderamente han nacido. Hace un año el norte de Tenerife vivió algo así. Garachico y Los Silos se unieron para formar, desde cero, un proyecto que marcaría el devenir de la Isla Baja. Fue entonces cuando, gracias al amor por el periodismo de Leticia Dorta y Daniel Pinelo nació DAUTE DIGITAL.

Publicidad - Campaña de Navidad de Buenavista del Norte

La comarca se preparaba para albergar este proyecto que posiblemente muchos calificaron como inviable por tratarse del tan olvidado Norte de la isla. Garachico, Los Silos, Buenavista y El Tanque merecían un medio de comunicación serio, neutral, eficaz, pero sobre todo, un medio que informase a los más de 17 mil vecinos de estos municipios sobre los temas que importan a la Isla Baja. Y así, con cariño, esfuerzo y constancia, este proyecto fue tomando rumbo hasta convertirse  en lo que es actualmente, un medio que busca y resalta el periodismo de aquí.

El periodismo nunca estará en crisis siempre y cuando existan buenos profesionales que hagan lo que la deontología indica

Como estudiante de periodismo estoy acostumbrada a que me llamen loca por querer dedicarme a esta profesión que en los últimos años ha dado tanto que hablar. La típica frase de “el periodismo está en crisis” ocupa cabeceras, titulares, redes sociales y conversaciones. Pero a todas esas personas que opinan de la misma manera las invito a reflexionar: el periodismo nunca estará en crisis siempre y cuando existan buenos profesionales que hagan lo que la deontología indica. Y el mejor ejemplo lo han hecho este año los fundadores de DAUTE DIGITAL.

Desde mediados de junio he tenido el placer de participar en este proyecto como redactora en prácticas y he de decir que, después de tres años de formación, nunca me había sentido periodista hasta el momento de comenzar. Después de un mes y medio he aprendido tantas cosas que aunque para algunos sean insignificantes para mí han resultado enriquecedoras.

Por ello, me veo en la obligación de agradecer a estos dos periodistas por su labor. Gracias, no solo por hacer lo que otros no hacen, sino también por querer darle a la Isla Baja el periodismo que se merecen. Gracias por informar desde donde sea, sin perder las ganas. Gracias por interesarse por lo que para muchos grandes medios no es importante. Gracias por enseñarme que con ganas y trabajo cualquier cosa puede salir adelante. Pero sobre todo, muchas gracias por dejarme formar parte de esta pequeña familia y por enseñarme con mucha paciencia y cariño a amar esta profesión. Y es que son el mejor ejemplo de que la vocación va por dentro.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.