Siete ventanas

1
4071

Espinosa huele a vino. En sus fértiles tierras crecieron las cepas de malvasía. Y dominando las tierras de los famosos caldos emerge del pasado una casona solariega. Siete ventanas se abren en sus muros frente al horizonte azul y dejan escapar al aire los secretos de la casona.

Muchos la llaman la casa de las brujas. Las gentes del pueblo cuentan leyendas de habitantes extraños y perros furiosos que han vivido entre sus muros. Quizá el aire de mansión de misterios le viene del número siete que desde la antigüedad ha sido considerado un guarismo que encierra secretos y forma parte de los rituales mágicos.

Aire y tierra representa el número. Y vista desde lejos, esta residencia nos parece un antiguo palacio de cuentos maravillosos que flota entre la montaña y el cielo hechizada por algún malvado mago. Parece también, en otros momentos, que emerge de la tierra para contar los secretos de los seres que habitan en los mundos subterráneos. O quizá es menos poética la explicación de su fantasiosa imagen y tan mundana que simplemente flota beoda por los efluvios brujos que el malvasía aún riega por las faldas de la descomunal montaña.

Quien lo ha probado lo puede afirmar.

Lo cierto es que la teja, la piedra, la madera y la cal dibujaron entre el aire y la roca esta casa que ahora en su ruina elegante y evocadora nos transforma en soñadores por momentos, nos sumerge en un mundo de belleza imaginada, de fantasmas de un pasado o de imágenes que huyen hacia un mañana incierto.

La contemplo cuando paso por la carretera monótona y ella, desde su lejanía desdibujada, me atrapa y me enseña a mirar las cosas.

La vida son instantes, destellos que muchas veces no vemos. Somos lo que vemos con los ojos cerrados.

1 Comentario

  1. Como pueden publicar este escritorio con tanto fallo, lo vas leyendo y te va hasta molestando… Pero no importa el error si una vez descubierto, como se ve en los comentarios, se edita… Por favor, editenlo que no pasa nada! …(Siete ventanas) “La contemplo cuando paso por la carretera monótona y ella, desde su lejanía desdibujada, me atrapa y me enseña a mirar las cosas”… Como no se refiera al camino real…y pasas al pie de las​ ventanas…. Ay señor…con lo increíble que es San Juan Degollado y lo han dejado caer por el olvido o la ignorancia…y visto este escrito se entiende… Lo siento por el comentario negativo pero duele solo de leerlo….

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.