Cuentos de magia en los centros educativos de Los Silos

Los colegios y el instituto del municipio participan por segundo año consecutivo en la elaboración de los decorados del Festival

0

En su afán por vincular la educación y los cuentos, el Festival de Los Silos apuesta por segunda ocasión por dar protagonismo a todos los centros de enseñanza del municipio a través de la decoración visual.

Aunque algunos colegios ya habían colaborado otros años, fue en la pasada edición cuando desde el Festival Internacional del Cuento se pidió a cada centro que decorase un determinado rincón del casco histórico de Los Silos en base a una temática específica. Si en 2015 cada colegio centró su decoración en torno un pasaje del Quijote, este año las hadas ofrecen diversos cuentos tradicionales y temáticas de fantasía para los alumnos.

Publicidad - Campaña de Navidad de Buenavista del Norte

El objetivo que se persigue con esta iniciativa es buscar el acercamiento de los niños y adolescentes al mundo de los cuentos a través de los libros. Para preparar los decorados, los profesores han tenido que preparar previamente los trabajos a partir de la lectura del cuento asignado. Así, los alumnos leen, reflexionan y trabajan con el mundo de la literatura para trasladarlo posteriormente al decorado.

Para el director del Festival, “se busca que los maestros puedan apoyar la creatividad de sus alumnos desde otro punto de vista, así como hacer que los niños puedan trabajar con sus padres en torno a un libro”. “Se trata de una de las aportaciones interesantes que el Festival del Cuento puede hacer por la enseñanza, aunque todavía podemos recorrer caminos de muchísimas otras formas y realizar más colaboraciones entre los centros y el Festival”, señala Ernesto Rodríguez Abad.

Profesores, alumnos y padres unidos

En término generales, los alumnos trabajan los decorados no solo con sus profesores, sino también con sus padres. En la mayoría de los colegios se reúnen por las tardes para preparar las obras creativas a partir de materiales reciclados. “Los padres están integrados e incluso nos asesoran a la hora de elegir los decorados”, indica Montse Linares, directora del CEIP Las Salinas. Desde el Colegio Unitario de Tierra del Trigo, las madres de los alumnos no ocultan su entusiasmo ante una nueva oportunidad de colaborar con sus hijos en el Festival. “Somos un grupo muy animado y unido, así que hemos decidido reunirnos por la tarde en nuestras propias casas”, comenta Astrid González. Junto con Tierra del Trigo trabaja la Unitaria de Erjos, donde los niños han podido hablar de la dicotomía entre lo bueno y lo malo a través de La Bella Durmiente. “Es una experiencia diferente para nosotros y, además, los chicos han disfrutado muchos”, asegura una de las madres, Gabriela Roquet.

En los decorados prima el material reciclado

La unión entre padres, alumnos y profesores se repite en San José. Allí han realizado monstruos a partir de tetrabriks y otros materiales. “Los niños están motivados porque ven trabajar a sus padres y se animan a pintar con ellos. Al final, sí consigues motivarlos, ellos se animan”, apunta Mario Ramos, director del centro. También fomentan el reciclaje en el CEIP San Bernardo, como comenta su directora, Eleida. Cada curso, además, trabaja en una parte distinta del decorado para después exponerlo conjuntamente.

En el colegio del casco, el CEIP Aregume, los trabajos se dividen por ciclos educativos. Bajo la coordinación de Gladys González, maestra de Educación Plástica, los alumnos y padres se han organizado y se han contagiado de la implicación del centro escolar. Al lado del Aregume, el IES Daute-Los Silos sorprende de nuevo este año a partir de diseños vanguardistas. De la torre del exconvento de San Sebastián colgarán este año figuras femeninas marinas inspiradas en las mantarrayas. Los alumnos de Bachillerato dedican “mucho tiempo y bastante esfuerzo” para crear estos decorados con cartón y periódico, como señala el profesor Luis González, en colaboración con Marisa González y el vicedirector, Santiago Acosta.

Los decorados de los distintos centros educativos comenzarán a exponerse este miércoles y permanecerán durante el Festival en los siguientes espacios del pueblo:

  • CEIP Aregume: Avenida Aregume. Temática: Caperucita Roja.
  • CEIP San Bernardo: Centro de Cultura y Recreo “VI de Enero”. Temática: Blancanieves.
  • CEIP Las Salinas: Calle El Olivo. Temática: Cenicienta.
  • Centros Unitarios de Tierra del Trigo y Erjos: Calle El Olivo. Temática: La Bella Durmiente.
  • Centro Unitario San José: Plaza del Calvario. Temática: los monstruos.
  • IES Daute-Los Silos: torre del exconvento de San Sebastián. Temática: las hadas de agua.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.