El CEIP Nicolás Díaz Dorta incorpora mañana a la profesora de Religión que le faltaba

El centro de Buenavista no contaba hasta esta mañana con la confirmación de que tendrían cubierta la plaza. Llevan gestionando su incorporación desde julio con el Ministerio de Educación y el Obispado de Tenerife

0

Los colegios de la comarca comparten similitudes y problemas. Tras publicar en DAUTE DIGITAL que el CEIP Antonio del Valle Menéndez de Garachico solo impartía un tercio de las horas correspondientes de Religión al compartir profesora, se conoce que el centro de primaria de Buenavista, Nicolás Díaz Dorta, ni siquiera la tenía. No obstante, tras conversar con su directora, Victoria Herrera Sosa, este diario pudo saber que esta plaza será cubierta a partir de mañana. “Una casualidad”, dice sorprendida Herrera Sosa.

“Todos los profesores de Religión deberían ser gestionados por la consejería”

No obstante, sobre las 10.15 horas de la mañana de este jueves 20 de octubre el centro no había encontrado solución a la falta de la profesora de Religión. Según la directora, llevan gestionando la incorporación desde julio con el Ministerio de Educación y el Obispado de Tenerife. “Son los que se encargan de los profesores de Religión de Primaria. Es algo incomprensible. Los de Secundaria sí los gestiona la Consejería de Educación del Gobierno canario. Deberían gestionarlos todos ya que están trabajando para la comunidad canaria”, dice Victoria Herrera.

Publicidad - Campaña de Navidad de Buenavista del Norte

Desde el ministerio justificaban la falta de esta profesora por motivos burocráticos. “Había que firmar el contrato. Ya está firmado pero ahora falta el papel de incorporación… así llevamos casi dos meses”, explica la directora. El problema para Herrera Sosa reside en una falta de previsión y planificación tanto por parte del Ministerio de Educación como por el Obispado de Tenerife. “Desde el Ministerio me han dicho que si es la situación de la isla, de Tenerife, que si hay mucho jaleo de colegios porque no conocen la zona.. Ese es el alegato, pero el Obispado se supone que también debe enviar esa información: plazas, alumnado, características del centro…”, explica.

¿En qué ha influido la falta de esta profesora? Victoria Herrera ha recibido quejas de los padres por haber comprado un libro que no se ha utilizado, quejas del profesorado por tener que cubrir horas de sustitución en horas de trabajo personal o pérdida de tiempo de gestión destinado a realizar llamadas a Madrid y al Obispado para no recibir una respuesta concreta. En definitiva, “mucho desgaste. Esto es previsible, sabes que ese profesor no se va a incorporar desde julio”, concluye la directora del centro educativo.

Aumento a 55 minutos

En el caso del CEIP Nicolás Díaz Dorta de Buenavista, quisieron aumentar la duración de las clases a 55 minutos como en Garachico. Pero no pudieron hacerlo debido a la falta de esta profesora. “Nos suponíamos que íbamos a tener problemas y decidimos no hacer el cambio”, cuenta Herrera Sosa.

No obstante, la directora afirma que los niños del colegio en todo momento han tenido ocupación. “Si tenían tarea la han hecho, una ficha o bien si la sustitución le tocaba al maestro especialista en alguna materia, la desarrollaban”, explica.

Avatar
Licenciada en Periodismo por la Universidad de Sevilla. Comunicación institucional y gestión de redes sociales.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.